Ante la escasez de agua en las presas, el gobierno determinó bombardear nubes del Valle de México y utilizar el líquido de pozos del Aeropuerto Internacional Felipe Ángeles, informó el presidente Andrés Manuel López Obrador. “Precisamente la Secretaría de la Defensa hicieron trabajos de exploración, de perforación de pozos de agua para la construcción del Aeropuerto Felipe Ángeles; tienen agua en esos pozos y ya hay comunicación y coordinación, pero se está buscando resolver cómo se utiliza esa agua para mejorar el abasto de agua en la Ciudad de México ”, explicó.

Para enfrentar la escasez de agua, también se acordó que la Secretaría de la Defensa Nacional se encargará del bombardeo de nubes en algunas zonas del Valle de México. De acuerdo con el secretario de la Defensa Nacional, Luis Cresencio Sandoval, el bombardeo se realizará durante los próximos tres meses. “Las condiciones que se tienen en el área del Cutzamala son muy buenas porque hay humedad, hay nubosidad, entonces ya estamos trabajando con ellos, determinando las fechas en que haremos esos bombardeos, estará desde este mes, es marzo, abril y mayo haciendo este bombardeo de nubes en el área», explicó. El titular de la Sedena comentó que es para que las presas de toda esa parte del Cutzamala puedan cargarse con el agua suficiente y coadyuvar con ese problema que se tiene.

El general explicó que la Sedena cuenta con una aeronave mediante la cual se hace el bombardeo de nubes, principalmente en el norte de país. Para atender la escasez de agua en Nuevo León, hace algunos meses también se bombardearon nubes con un avión King Air 350i. Para esa operación se requirió del apoyo de 76 militares y 14 camiones cisterna. La aeronave fue operada por elementos de la Fuerza Aérea Mexicana y Técnicos de la Secretaría de Agricultura y Desarrollo Rural, y se «logró la descarga de 100 litros de yoduro de plata en solución de acetona que al interactuar con las condiciones climatológicas generó lluvias en el área».

]]>