Las encuestas mediante las que se elige a un candidato a un puesto de elección popular permiten a los partidos tener información objetiva del verdadero valor de los aspirantes y les evitan conflictos internos, coincidieron encuestadores. Durante la mesa “Selección de candidatos por encuesta: la experiencia mexicana”, organizada por Centro de Estudios Internacionales de El Colegio de México, Ulises Beltrán de BGC Beltrán y Asociados, Jorge Buendía y Javier Márquez de Buendía y Márquez coincidieron que desde hace varios años, los partidos político realizan encuestas para definir a su mejor contendiente.

Los conflictos internos en los partidos

Ulises Beltrán explicó que si bien una encuesta no garantiza que el perfil elegido ganará, sí permite conocer su valor. “Antes llegaba el líder de la CTM y le juraba al presidente que traía 120,000,000 de votos y que iba a ganar sin duda porque todos los sindicatos iban a votar por él, lo cual era previsiblemente cierto. Las encuestas le permiten al tomador de decisiones y ofrecen una información objetiva del valor relativo de los contendientes con respecto a una elección futura, obviamente no garantiza que gane”, afirmó. Rumbo al 2024, Morena ha determinado que será mediante encuestas la forma en que elegirá a su segundo candidato presidencial en su historia, lo que ha ocasionado posicionamientos de los aspirantes del partido a la candidatura y del propio presidente Andrés Manuel López Obrador. Si bien las encuestas permiten a los partidos disminuir los conflictos internos y posibles rupturas por la inconformidad de un “dedazo”, Beltrán explicó que no dota de ninguna ventaja electoral a quienes las realizan. “Este nuevo método de selección creo que ha cumplido razonablemente su función, ha disminuido los conflictos y las rupturas… Yo no creo que le de absolutamente ninguna ventaja electoral la elección primaria”, sostuvo. Los expertos coincidieron que la encuesta no es compatible con el “dedazo”.

Jorge Márquez de Buendía recordó que si bien los partidos políticos no tienen por qué ser demócratas, desde hace varios años han utilizado las encuestas como método de selección. “Las encuestas empezaron a proliferar como métodos de selección por la creciente competencia electoral en México. Se trataba de buscar al candidato más competitivo”, refirió. Explicó que a diferencia de las elecciones primarias, cuando se elige a un candidato por encuesta, no se realizan campañas y suele ganar quien está mejor posicionado. “En la selección de candidatos de Morena a gobernador de 2022 y 2023, 6 de los 8 ganadores en las encuestas han sido senadores o excandidatos a la gubernatura en sus estados, es decir había un trabajo de posicionamiento previo porque las encuestas reflejan niveles de conocimiento”, precisó. Javier Márquez explicó que cuando un partido opta por realizar una encuesta para definir a su candidato, descentraliza un proceso que le correspondería. En Morena, la realización de las encuestas ha ocasionado rupturas internas en el partido, como el caso de Coahuila, donde ganó el senador Armando Guadiana y su contrincante, el subsecretario de Seguridad Ricardo Mejía optó por dejar el partido y postularse bajo otras siglas.

]]>