El exalcalde de Iguala, Guerrero, José Luis Abarca, fue sentenciado a 92 años y seis meses de prisión, por el delito de secuestro de seis activistas integrantes del Movimiento Campesino Unidad Popular, determinó un juez federal de distrito con residencia en Tamaulipas. Además, el experredista deberá pagar una multa de 920,700 pesos por su responsabilidad en dicho delito.

A Abarca Velázquez se le responsabiliza de haber ordenado el secuestro, en mayo del 2013, del líder del referido movimiento campesino, Arturo Hernández Cardona, así como de Nicolás Mendoza Villa, Rafael Balderas Román, Ángel Román Ramírez, Efraín Amates Luna y Héctor Arroyo Delgado. Hernández Cardona fue encontrado muerto ese mismo año con los ojos vendados y “claras señales de tortura y de ejecución”. Además de él, fueron halladas dos personas más.

Juez absuelve a Abarca En septiembre del 2022, otro juez federal de Tamaulipas absolvió, por falta de pruebas, al exalcalde, presuntamente involucrado con el secuestro y desaparición de los 43 normalistas de Ayotzinapa. Abarca fue absuelto de las causas penales de secuestro y delincuencia organizada, relacionadas con la desaparición de los normalistas el 26 de septiembre de 2014 en el municipio de Iguala.

Esa decisión aún puede ser impugnada por la Fiscalía General de la República (FGR). Alejandro Encinas, subsecretario de Derechos Humanos, Población y Migración, aseguró el año pasado que la FGR tiene elementos suficientes “para apelar este desafortunado acto de impunidad”. Abarca Velázquez fue detenido el 4 de noviembre de 2014 en la Ciudad de México y trasladado al Centro Federal de Readaptación Social No. 1 Almoloya, El Altiplano.

]]>